BOLETÍN MATCH POINT JULIO DE 2011
 
 
Bojan Temunovic, de iTUSA, gana el Torneo de Clasificación Regional Sudoeste de los Playoffs Nacionales del US Open

iTUSA quiere felicitar a su sobresaliente jugador Bojan Temunovic por su victoria en el Torneo de Clasificación Regional Sudoeste de los Playoffs Nacionales del US Open. Como consecuencia de esta victoria, Bojan ha sido invitado a participar en el Campeonato de Playoffs Nacional individual masculino del US Open. El campeonato de individuales, del 18 al 21 de agosto, tendrá lugar en el Connecticut Tennis Centre del campus de la Universidad de Yale, en New Haven, Connecticut. El torneo se jugará conjuntamente con el New Haven Open de Yale, presentado por First Niagara, un evento de la WTA que es parte de las Olympus US Open Series.

Bojan será uno de los 16 ganadores regionales clasificados para competir por una invitación para entrar en el Torneo de Calificación del US Open 2011, del 23 al 26 de agosto, en el USTA Billie Jean King National Tennis Center en Flushing, Nueva York.

Bojan se ha estado preparando para su debut en el Grand Slam con Rafael Font de Mora en Scottsdale, Arizona. iTUSA va a mostrar algunos de los ejercicios de entrenamiento que Bojan está realizando para preparar estos Playoffs Nacionales del US Open que comenzará en agosto. Recuerda que para tener acceso a estos exclusivos ejercicios de entrenamiento de Bojan, tienes que registrarte en la web de iTUSA (www.itusatennis.com), en el enlace ‘Ejercicios de la Semana’, y así poder recibirlos y seguirlos de forma gratuita. “Bojan tiene un talento natural y unas condiciones atléticas de primerísimo nivel. Con un buen entrenamiento y continuidad puede hacer grandes progresos en el ATP Tour”, dice Rafael Font de Mora. Haz clic aquí para conocer a Bojan.

Bojan fue jugador nº 1 en categorías de menores de 14 y de16 años en Yugoslavia, formó parte del equipo nacional y jugó la Copa Davis Junior antes de trasladarse a Estados Unidos. Desde que llegó, ha sido sparring de Jelena Jankovic, Victoria Azarenka, Meghann Shaughnessy y Bethanie Mattek-Sands.

iTUSA alienta a sus jugadores, como Bojan, a trabajar en su camino ascendente desde los torneos Junior ITF a los Futures y Satélites, para luego llegar a las previas de torneos ATP, WTA y Grand Slam. Esto, en nuestra opinión, construye el fundamento y el carácter de un jugador de clase mundial por un período de tiempo más largo y sostenible, y también enseña a nuestros jugadores cómo trabajar para ganarse todo lo que tienen. Las invitaciones u otros atajos no forman parte de la cultura de iTUSA.

“Desde el primer día que empecé a trabajar con iTUSA y Rafael (Font de Mora), supe que había algo especial en este sitio. El entrenamiento ha sido muy intenso, serio y extremadamente enfocado. Durante todo mi tiempo con Rafael, no sólo he aprendido un montón sobre mi tenis, sino que también he aprendido un montón sobre mí mismo como persona. Sobretodo, Rafael me ha enseñado cómo enfocar el esfuerzo de mi entrenamiento para permitirme ser mejor cada segundo que dedico. Espero continuar mi relación con Rafael y con iTUSA y continuar con mi éxito. Ganar el Grand Slam es mi sueño y sería el mayor logro de mi carrera”.

 
 
June Lee hace su debut ITF allende los mares alcanzando los cuartos de final, en individuales y en dobles, en el Torneo Raquette D’Or, en Marruecos

Felicitaciones a June Lee por vencer a la cabeza de serie nº 7, la ucraniana Viktoriya Lushkova en los dieciseisavos de final del torneo ITF Raquette D’Or en Marruecos. June estuvo muy cerca de alcanzar las semifinales, pero perdió ante la sudafricana Lynn Kiro por 1-6 7-5 5-7.

En dobles hizo pareja con la francesa Marine Partaud, y alcanzaron los cuartos de final, perdiendo contra las cabeza de serie nº 2 en el tie-break del tercer set. June continúa dando grandes pasos para conseguir uno de sus objetivos y terminar el año entre las 200 mejores (objetivo del 2º año en su plan de desarrollo de iTUSA). iTUSA emplea Planes de Desarrollo y Establecimiento de Objetivos como parte de su programa avanzado integral. Puedes ver un ejemplo del Plan de Desarrollo y Establecimiento de Objetivos de iTUSA haciendo clic aquí. Cada jugador de iTUSA trabaja con un miembro del equipo iTUSA para discutir y documentar planes y objetivos realistas y mensurables de progreso y evolución. A cada objetivo se le asigna una fecha de cumplimiento y también se realizan revisiones rutinarias de objetivos con un miembro del equipo iTUSA. Los planes de desarrollo de iTUSA se dividen en programas anuales, mensuales y semanales, lo cual incluye directrices paso a paso de lo que se tendrá que hacer para conseguir los objetivos establecidos para cada jugador.

Por favor, contacta con iTUSA si quieres ver otros ejemplos de planes de desarrollo, y las diferencias entre planes y objetivos anuales, mensuales y semanales.


10 chicos españoles viajan a Arizona al Campus de Verano de iTUSA

iTUSA quiere dar la bienvenida a los 10 tenistas internacionales españoles, Manuel Becerril, Jaime y Paloma Cervera, Miguel Centenera, Andrea y Sara Moya, Rebeca Castineira, Jorge de Francisco, Mikel Calleja y Jaime Delgado, al Campus de Verano de iTUSA, en Scottsdale, Arizona.

En el campus de verano, los jugadores tendrán un entrenamiento diario de primer nivel, de 8 a 11 de la mañana, y conocerán la amplia diversidad del oeste de los Estados Unidos. Los jugadores españoles se alojarán con familias de acogida en el área de Scottsdale y de Paradise Valley durante las casi ocho semanas de duración del campus.

Durante su estancia en Arizona, los jugadores asistirán a actividades semanales, incluyendo excursiones a parques acuáticos, al Centro de Ciencia, a los juegos de Diamondbacks, y más grandes atracciones que Arizona tiene que ofrecer. La semana pasada, los jugadores viajaron al hermoso Gran Cañón, y en dos semanas irán al “estado de oro”: California.

Todos nosotros, en iTUSA, queremos decir un “Gracias” muy fuerte a todas nuestras familias de acogida: Kevin y Carol Broerman, Okoi Okoi y Rhonda Rommel-Okoi, Michael y Lynn Fucci, Greg y Mary-Beth Abbott, Kirk y Susan Parker, Alan y Tracy Spalter, Michelle Paz Soldán y Neil Crawford, Josh y Nicole Magdziarz, Assen y Daniela Dobrikov, Donn Hogan y Robin Hanna Hogan, John y Kathy McElvogue, Paco y Vivian Pérez, así como a la familia Borie.

Glen Flint está dirigiendo el Campus de Verano de iTUSA. Flint, natural de Perth, Australia, ha estado trabajando durante 17 años en el Tour profesional con jugadores como Andre Agassi, Maria Sharapova y Andy Roddick. Además de sus tareas como Director de Tenis, Glen participará mensualmente en el Boletín de Noticias de iTUSA.

 
 
 
¡Arnaud amplía su racha de victorias a 12 partidos!

Arnaud ha ganado su cuarto torneo consecutivo: el Torneo de Scottsdale Ranch Park para menores de 16 años. Parte del correcto desarrollo de un joven jugador es cimentar la confianza a través del juego y ganando muchos partidos. Ganar es un hábito, y así lo es también el perder. Jugar como corresponde a los niveles de un torneo es importante para ir superando todos esos diferentes niveles con éxito. “¡Me gusta competir y ganar!” dice Arnaud.

Haz click aquí para saber más sobre la Fundación Tenis África iTUSA.

Puedes leer toda la historia de Arnaud en nuestro boletín de noticias de octubre aquí.
Esconder tiros de fondo variados tirando con la mano, por Jofre Porta

Cuando nos fijamos en la reacción, la anticipación y la agilidad de Nadal y Moyà, sería fácil pensar que la capacidad atlética es un rasgo que naces con o sin él. Después de ver los ejercicios de Jofre Porta y su enfoque único empezarás a entender que todos estos componentes pueden y deben enseñarse en edades tempranas.

Realizar ejercicios lanzando pelotas con la mano es un arte y, como se puede ver en el vídeo, Jofre es un maestro de esta habilidad. Este ejercicio básico desarrolla tu reacción en tus golpes de fondo para ajustar distancias a las pelota en todas las direcciones, velocidades y alturas. Animamos a los entrenadores a trabajar con sus jugadores este tipo de lanzamientos con la mano para añadir sorpresa e imprevisibilidad en cada tiro. De esta manera, cada ejercicio proporcionará la eficiencia para lograr los máximos resultados. A medida que el jugador progresa, se aumentará la dificultad de cada lanzamiento para poner a prueba sus habilidades y su nivel de confort.

Para los jugadores es muy importante mantener siempre el equilibrio al golpear la pelota. Concéntrate en la postura de tu cuerpo y en el equilibrio mientras realizas este ejercicio; tiene que ser realizado con un alto grado de concentración y estado de alerta. Mantén tus ojos fijos en las manos del entrenador que lanza las pelotas.

En los próximos meses vamos a agregar ejercicios más avanzados de la metodología de Jofre que se pueden utilizar para todos los niveles de juego y para los jugadores que buscan el máximo rendimiento.

Jofre Porta ha tenido una carrera como entrenador con un éxito notable. Él es el hombre que entrenó a Carlos Moyà desde junior hasta convertirse en el campeón del Abierto de Francia en 1998, y ayudó a Moyà convertirse en el jugador número 1 del mundo en 1999. Jofre también jugó un papel fundamental en el entrenamiento de Rafael Nadal en sus años de formación (entre las edades de 8 a 17). Jofre fue el encargado de ayudar a Nadal a establecerse como jugador profesional.

Haz click aquí para ver el vídeo.

Más ejercicios en la Videoteca de Ejercicios de Entrenamiento de iTUSA

En la próxima semana, la Videoteca de Ejercicios de Entrenamiento de iTUSA crecerá con 9 nuevos ejercicios.

Por favor, visita este enlace para ver la Videoteca de Ejercicios de Entrenamiento de iTUSA, con más de 1.000 ejercicios:
http://www.itusatennis.com/es/training-drills-database

 


Haga clic aquí para ver el vídeo del ejercicio.
 
El entrenamiento y el talento ya no son suficientes. Aquéllos que piensen así se están quedando atrás.

A lo largo de los años, el deporte del tenis ha estado evolucionando muy rápido hasta el punto de que cada seis meses este juego da un paso adelante. El listón es más alto de lo que nunca ha sido antes y así es el número de jugadores que intentan encontrar un lugar entre los mejores del mundo. Andre Agassi dijo recientemente: “lo califico (el juego actual) como infinitamente mejor que cuando yo jugaba. Estos chicos son algo especial…”.

El talento, sin duda, todavía juega un importante papel en ayudar a la gente a alcanzar la cima; sin embargo, esto está lejos de ser suficiente para asegurar un lugar entre los mejores del mundo. En mis tiempos de entrenador de varias jugadoras top del WTA Tour, así como de varios junior internacionales, me di cuenta de que es el correcto manejo de todas las dimensiones que un jugador tiene en su carrera lo que produce los extraordinarios resultados que todos buscamos.

Normalmente, encontrarás que todos aquéllos que son capaces de producir ese “extra” son los que pasan de ordinarios a extraordinarios. Este extra se encuentra normalmente fuera de la pista. Sí, el trabajo dentro de la pista es extremadamente importante, pero como todos nosotros sabemos, algún contendiente serio lo logrará y otros lo intentan, pero la mayoría no.

A lo largo de los años hemos llegado a descubrir que la estabilidad emocional del jugador es lo más importante de sus carreras. El nivel de competición en el juego de hoy significa grandes demandas en este sentido por parte del jugador, aunque con frecuencia se pone muy poca atención en este área. La razón de esto es que la mayoría de la gente ignora esta dimensión del juego, prestando poca atención y tiempo a esto, si es que lo hacen, obteniendo en consecuencia resultados ordinarios.  

Pablo Giacopelli
Como la mayoría de los entrenadores, pasé tiempo dedicando mi atención a asuntos relacionados con el tenis, aunque al contrario que muchos, también pasé una considerable cantidad de tiempo ayudando al jugador a aprender a desarrollar las partes del jugador que la mayoría de entrenadores no tienen en consideración, como su estado personal, relacional y emocional. Esta aproximación produjo resultados remarcables. Todos los jugadores con los que tuve la oportunidad de trabajar no fueron necesariamente los más talentosos o agraciados; no obstante consiguieron resultados que normalmente están reservados para los que lo son, y todo basado en el trabajo orientado a crear fundamentos consistentes.

Como entrenador de tenis profesional de alto nivel, entiendo la necesidad de precisar como un láser el foco y las prioridades. También entiendo que las exigencias específicas sobre la pista hacen difícil enfocar todos los otros problemas en la vida del deportista. Esto es por lo que el entrenador necesita un aliado para influir en las áreas de la vida de un deportista que afectan al rendimiento en pista, pero que no ocurren en la pista o en el gimnasio.

El papel del que estoy hablando es un entrenador consejero, o un entrenador de realización en la vida. Esta posición única funciona en los espacios en los que el típico entrenador de tenis no está contratado para enfocar específicamente: asuntos globales de la vida como la gestión del tiempo, auto descubrimiento, prioridades, valores y relaciones, que afectan al deportista en todo momento, no sólo cuando su entrenador está disponible. Un entrenador de realización en la vida apoya al jugador a enfocar estos asuntos, y posiblemente junto con el entrenador, la familia y otras personas involucradas en la carrera del deportista.

Como dijo Al Pacino en su famoso discurso en el vestuario, en la película Un domingo cualquiera, “los centímetros que necesitamos están por todo nuestro alrededor”. Esta nueva manera de entrenar te ayudará a descubrir y a maximizar cada centímetro alrededor del jugador. Ejemplos de esto son los padres que están siendo entrenados en lo que es la mejor manera de ayudar a sus hijos, entendiendo lo que deberían ser sus papeles y cómo deberían ser expresados de manera práctica. Esto ayuda al entrenador en su efectividad, así como a no perderse ningún momento de la andadura del jugador.

Otro ejemplo de estos sería que el jugador tuviera un compañero honesto y retador para ir por los caminos de los asuntos de crecimiento en madurez, que les ayude a desarrollarse como individuos. Esto les ayuda a equilibrar las exigencias de la vida, expectativas de la gente, y a maximizar sus desarrollos en esas áreas fuera de la pista que bien traen distracción o bien energía a sus carreras. Además, el entrenador en pista tendría alguien a su lado para ayudar a estar seguro de que el desarrollo completo se ha producido.

El papel de este nuevo tipo de entrenador no es hacerse cargo del trabajo o liderazgo del entrenador en uso en estos momentos, pero sí en cambio, ayudar y potenciar al entrenador, al preparador y al equipo entero. El jugador se beneficia cuando el equipo comparte objetivos y concepciones comunes, y se percibe como el mejor tipo de entorno de trabajo para ayudar al jugador a conseguir sus objetivos.

He ayudado a tres jugadoras top a dar un giro en sus carreras cambiando estas dimensiones en sus vidas. Cunado vinieron a mí, sin excepción, eran luchadoras pero por debajo de sus expectativas. Sus resultados estaban muy por debajo de su talento y habilidades. Las capacité para cambiar, y como lo hicieron, sus resultados y logros cambiaron con ellas. Y llegaron más lejos de lo que habían estado nunca antes.

Mi recorrido me ha ayudado a llegar a ser consciente de los “centímetros”; a cómo ayudar a los jugadores y a sus equipos a conseguirlos y a sacar lo mejor de ellos. Aprendí esto a través de la prueba y el error, y de los resultados que produje regularmente con aquéllos con los que trabajé.

Durante mi transición de un entrenador “de pista” a un entrenador de “la vida”, incluso he tenido experiencias sorprendentes con la rapidez de los resultados. Esta relación de entrenador único aporta más cambios en la confianza y en el rendimiento del jugador de lo que cualquier entrenador posiblemente pueda imaginar. Los cambios en la perspectiva y en la actitud traen consigo, con frecuencia, resultados inmediatos en la pista.

Puede que esto sea una tendencia en el deporte profesional, pero no por mucho tiempo. Otros están viendo los resultados y están trepando para subir a bordo. Si eres jugador y piensas que podrías simplemente “echar un vistazo a estas líneas”, y esperas ser tu propio entrenador de realización en la vida, simplemente podrías estar viendo a otros pasándote por encima en los rankings.

El mundo del tenis está lleno de talento, pero demasiado a menudo la mayoría de ese talento se queda en el borde del camino y se fracasa en alcanzar todo su potencial.  

Entra en la pista y juega el nuevo juego. Los viejos métodos conseguirán los mismos resultados.
¿No deseas algo más?


www.uxlinlife.com
pablo@uxlinlife.com  

 
 
 
 
Sigue la “Regla de Oro” del Tenis, por Allen Fox, Doctor en Psicología

Sobre el Dr. Allen Fox

El Dr. Allen Fox es Doctor en Filosofía por la Universidad de UCLA, es antiguo campeón de la NCAA, cuartofinalista en Wimbledon, tres veces miembro del equipo de Copa Davis de Estados Unidos, y entrenó al equipo de tenis Pepperdine llevándolo a dos finales de la NCAA. Actualmente pasa consulta con tenistas profesionales sobre temas mentales, tiene presencia en su popular “Clinic de 1 minuto” en Tennis Channel, y da conferencias por todo el mundo sobre psicología del deporte. Es también articulista y redactor de Tennis Magazine.

El Dr. Fox es autor de cuatro libros: “Si soy el mejor jugador, ¿por qué no puedo ganar?”, “Pensar para ganar”, “La mentalidad del ganador, guía del competidor para el éxito en el deporte y en los negocios”, y “Tenis: ganando el partido psicológico”.

Sus libros pueden ser comprados en su página web: www.allenfoxtennis.net.  

 
SIGUE LA “REGLA DE ORO” DEL TENIS
EXTRACTO DEL LIBRO “TENIS: GANANDO EL PARTIDO PSICOLÓGICO”
Por Allen Fox, Doctor en Psicología © 2010, todos los derechos reservados


La “Regla de Oro” del tenis es tan simple que, si la sigues, te sacará de más de un problema mejor que ninguna otra cosa. Y es: nunca hagas nada en la pista que no te ayude a ganar. En efecto, suena absurdamente obvio, pero muy poca gente la sigue con consistencia. Aplicar esta regla requiere que uno examine cualquier acción antes de llevarla a cabo con una simple pregunta: “¿me ayudará esto a ganar?”. Si la respuesta es no, no la hagas.

Los grandes jugadores, raramente dejan de tener en cuenta, al menos en ciertos niveles, que el objetivo del juego es ganar el partido. El jugador medio, por el contrario, a menudo parece olvidar este hecho elemental. Pero incluso los jugadores profesionales, en ocasiones se quedan atrapados en las emociones del partido y lo olvidan.

Un ejemplo verdaderamente estrafalario de lo que puede ocurrir, fue el de mi amigo Jeff Tarango, un brillante, divertido y educado en Stanford profesional del tenis, en Wimbledon 1996. Tarango, por entonces con 26 años de edad, nunca había ganado un partido en Wimbledon. Pero ese año llegó a la tercera ronda y tuvo una excelente oportunidad de pasar a dieciseisavos de final porque estaba jugando con el alemán Alexander Mronz, cuyo nombre en el mundo del tenis no era muy reconocido.

Durante el partido, Tarango hizo lo que él creía que era un saque directo, pero fue cantado como out. Tratando sin éxito de convencer al juez de silla para corregir al línea, Tarango fue abucheado por el público. Muy enfadado, dijo a los espectadores que “cerrasen la boca”. El juez de silla le dio un aviso de violación del código por “obscenidad audible”. Aunque sólo fue un aviso, esto enfureció tanto a Tarango que reclamó que el supervisor se presentara en la pista. El supervisor se presentó y dictaminó que el aviso se mantenía. Encolerizado por eso, Tarango llamó al juez de silla “el oficial más corrupto del juego”, y fue rápidamente penalizado con un punto por abuso verbal, costándole el juego. En ese momento, Tarango perdió la cabeza y gritó “Eso es. Eso sí que no. Eso es”. Cogió sus bolsas, salió de la pista y entró en los libros de historia como el primer jugador de la era Open en abandonar por decisión propia en Wimbledon. Para empeorar las cosas (sí, siempre es posible), Tarango dio una rueda de prensa en la que justificó el llamar al juez de silla “corrupto” por acusarle a él, basándose en rumores, de haber “regalado” partidos en el pasado a jugadores que eran sus amigos.

Totalicemos los daños. Primero, Tarango tiró por la borda una excelente oportunidad de avanzar en el torneo, ya que era, después de todo, favorito para el partido. Segundo, no jugó su dobles mixto, con lo que no quedó bien con su compañera. Tercero, le costó una nada despreciable pérdida económica en premios estimada en cerca de 50.000 dólares, una considerable suma para un jugador que no estaba entre las estrellas de este deporte. Finalmente, su imagen pública no mejoró, haciendo que pareciera un grandullón maleducado que habría necesitado unos bueno azotes cuando era niño. Después de todo, no fue una de las mejores tardes de Tarango, y el objetivo del juego (ganar el partido) se quedó aparentemente dormido en su mente.

Con todos estos daños acaecidos como resultado de sus acciones, uno se podría preguntar razonablemente ¿cómo un hombre con la inteligencia de Tarango pudo haber perdido completamente su objetivo tan obvio? La respuesta es que sus acciones fueron conducidas por el miedo al fracaso (estaba perdiendo), y exacerbadas por las emociones y el estrés acumulados por la situación. Abandonar fue su manera inconsciente de escapar de una situación excesivamente estresante que se temía que podría acabar de mala manera (perdiendo).

Si no crees esto, imagina la siguiente situación: Dios aparece sobre el hombro de Tarango y le susurra al oído que le garantiza que ganará el partido. Ahora, ¿qué habría hecho Tarango? Todavía podría haber seguido peleando con el juez de silla, pero apostaría un montón de dinero a que no habría dejado la pista y abandonado el torneo. (Para ser honesto, debo confesar que durante mi carrera como jugador hice algunas cosas en los torneos que fueron casi tan contraproducentes como las acciones de Tarango. Bajo cierto grado de presión, todos nosotros somos muy capaces de tomar algunas decisiones muy emocionales y alocadas.)

Los grandes campeones son diferentes. John McEnroe tenía un temperamento ardiente similar, pero su enjuiciamiento de la situación era mejor. Normalmente, podía permanecer racional de alguna manera, incluso en situaciones de angustia emocional. Porque en algún nivel profundo sentía que iba a ganar, podía comprender dónde estaba la línea que delimitaba el desastre y, por tanto, controlarse lo suficiente como para impedir traspasar esa línea. Caía en cambios emocionales en los que hacía peticiones no razonables, vejaba a los jueces de silla y llevaba los partidos a la confusión, pero normalmente se beneficiaba de ello. Intimidaba a los jueces de línea para que le beneficiaran en decisiones dudosas, sacaba a los oponentes de su juego y se estimulaba a sí mismo con adrenalina, y a menudo (pero no siempre) jugaba mejor.

Un año fue eliminado del Open de Australia, pero dijo después que había sido por desconocimiento del cambio reciente de una regla, en la que las autoridades habían recortado el número de abusos que un jugador podía cometer antes de ser eliminado. La progresión anterior era “aviso”, “punto”, “juego” y “ELIMINACIÓN”, pero se cambió a “aviso”, “punto” y “ELIMINACIÓN”. McEnroe simplemente calculó mal y pensó que todavía se podía permitir otra penalización. En contraste con Tarango, McEnroe podía parecer a veces un hombre alocado e irracional, pero en el fondo contaba cuidadosamente sus penalizaciones por lo que podía pararse antes de llegar más lejos. McEnroe no olvidaba fácilmente sus mejores intereses.

McEnroe era astuto en otras maneras de expresar su frustración o enfado. Sabía que maldecir a los jueces de silla le podía llevar a violaciones del código, por lo que en vez de ello decía cosas como “¡eres tan bajo que las palabras no pueden describir cómo de bajo creo que eres!” Por supuesto, esto es tan insultante e hiriente como maldecir, pero hacía que fuera más difícil de aplicarle el código de violación.

No somos tan racionales como deberíamos ser. Demasiado a menudo nuestras emociones conducen nuestras actuaciones, mientras que las habilidades para razonar son relegadas a la parte de atrás del autobús. Esto es especialmente común en el tenis porque es un juego inherentemente emocional y estresante. Las emociones errantes durante el partido nos tientan a olvidar nuestro objetivo (ganar el partido) y nos sumergen en el enfado, el antagonismo personal, las auto excusas y otros estados mentales contraproducentes o estresantes. Teniendo en cuenta la pregunta de nuestra Regla de Oro “¿Me ayudará esto a ganar?, nos podemos defender de tales estados mentales debilitantes y destructivos.

Orientarse en el objetivo de la “Regla de Oro” también es aplicable a las sesiones de entrenamiento y a los partidos sociales. En el entrenamiento, tu objetivo es, simplemente, mejorar tu juego y tu condición física. Si no estás golpeando la pelota con regularidad, ten en cuenta que el rendimiento no importa en el entrenamiento. Simplemente estás tratando de mejorar tus habilidades y de estar en forma. Frustrarse porque no estás jugando tan bien como piensas que deberías hacerlo es totalmente contraproducente, y además perder algo de tu tiempo, si no todo, en la pista. Y en los partidos sociales, ten en cuenta que la amistad y las buenas sensaciones son las razones principales por las que estás en la pista, por lo que no dejes que tu pasión competitiva se te escape de las manos.

Considera el ejemplo de Fred (le llamaremos así) quien algunas veces olvida la “Regla de Oro” en ambas situaciones. Él juega y practica con su mujer, que es una excelente deportista. Fred, aunque extremadamente inteligente, exitoso en los negocios y altamente motivado, no es un deportista muy agraciado, y ésta es un área de considerable inseguridad y frustración para él. Cuando su mujer lo domina en la pista, Fred se ve abrumado por la furia, la frustración y la competitividad, y algunas veces responde con arrebatos de hostilidad y agresión. La agresión es verbal y no física, claro, y cuando después llegan a casa, Fred se deshace en disculpas y se siente mortificado y culpable. Pero el daño ya está hecho. Su mujer es estupenda y perdona, pero el duro trato de Fred en la pista no puede ayudar sino dañar la relación, y tarde o temprano, directa o indirectamente, él pagará por ello.

Ésta es la última consecuencia negativa de olvidar la “Regla de Oro”. Fred hiere a la persona más importante en su vida simplemente ¡porque ella está sacando lo mejor de él en un insignificante partido de tenis! Esto es el colmo del desequilibrio, pero las emociones incontroladas no afectan al equilibrio, sino que afectan a la satisfacción.

Aferrarse a la “Regla de Oro” es a menudo problemático, tanto en la pista como fuera de ella. Esto es debido a que nuestros sistemas emocionales se disparan más rápidamente que nuestros sistemas lógicos y, generalmente, reaccionamos antes de que podamos pensar en las consecuencias de nuestros actos. Tengo la esperanza de que esta información ayude a tomarte el tiempo para considerar las consecuencias y evitar lo peor de una reacción emocional.

 
 

Únete a nuestros medios de comunicación social para recibir las ultimas noticias y ofertas.
 
   
   
iTUSATENNIS.COM ANÁLYSIS DE GOLPES ANÁLYSIS DE PARTIDOS
FUNDACIÓN AFRICA ACADEMIA DE iTUSA SERVICIOS
PROGRAMA PARA ENTRENADORES TESTIMONIOS CONTÁCTENOS